Usos beneficiosos de las plantas que tenemos en nuestro supermercado para la salud – Apio

El apio (Apium graveolen)  es una hortaliza muy saludable con grandes propiedades nutricionales y medicinales. No puede faltar a la hora de preparar caldos y platos tan completos, nutritivos y tradicionales como los potajes o pucheros

Aunque el apio es conocido sobretodo como alimento, lo cierto es que la planta de apio aporta interesantes beneficios y propiedades medicinales, al igual que la propia hortaliza en sí misma.

Lo cierto es que desde un punto de vista nutricional, el apio destaca por su contenido en agua, vitaminas A, B1, B2, B6, B9, C y E, minerales como el potasio, sodio, calcio, zinc, magnesio, hierro, azufre, fósforo, cobre y silicio, aceite esencial y fibra. Además, es un alimento bajo en grasas y por tanto en calorías, lo que unido a su alto contenido en agua lo convierten en una opción ideal en dietas de adelgazamiento.

 Hábitat. Europa occidental. Propio de los terrenos salados del litoral; raro en el interior.

Descripción. Planta bienal, de 0.30 – 0.90 m., fácilmente reconocible por su olor característico. Hojas pinnadas, brillantes, semejantes a las del Apio cultivado. Flores blancas en umbela laxa axilar y terminal. Es la estirpe silvestre de nuestro Apio cultivado. Este último existe en dos formas: el Apio de costillas (var. dulce ) y el apio – nabo (var. rapaceum )

Epoca de floración. Junio – agosto.

Partes utilizadas. Planta entera, hojas, semillas

Principios activos. Las hojas, pero sobre todo las semillas, son ricas en aceite esencial ( Ol. Apii graveolentis seminum ). Además, la planta encierra un glucósido flavónico y una furanocumarina (bergapteno)

Fitodinamia. Acuarética, antiasténico, antirreumatico, aperitivo, cicatrizante, pectoral, tónico, resolutivo.

Indicaciones (DM). Retención de orina y afecciones renales. Angina, apetito, astenia, bronquitis, herida, obesidad, reumatismo, sabañón, senos.

Preparados y posología

  • Uso interno Decoción: 50 gr. de raíz, hervir 20 min., tomar en 24 horas un litro colado y edulcorado con miel (bronquitis)
  • Uso externo Baño local: decoción de Apio, hacer hervir un apio picado, fresco con sus hojas y raíz, durante 1 hora en 3 l. de agua, colar; lavar mañana y tarde pie y mano afectados con el líquido bien caliente o tomar un baño local.

Observaciones. Provoca contracciones uterinas y el aborto en los animales. La apiína pura es abortiva (posiblemente sea la causa de la acción emenagoga del Apio administrado en bajas dosis), si bien la planta en sí no tiene efectos tóxicos o secundarios conocidos. Los alcaloides de la semilla de Apio tiene efectos anticonvulsivos y tranquilizantes.

Contraindicaciones. Evitar en afecciones renales, agudas, así como en cistitis.